Criterios de ética y estética

El criterio estético es fijado por la bolsa de diamantes en su raíz y vale para una presidencia. La presidencia siguiente debe retomar los elementos del anterior incluyendo los elementos de la experiencia derivados del período de tiempo transcurrido. El presidente de la bolsa recoge simplemente lo que un propietario de mina enuncie al respecto.

El anterior criterio estético era ‘lo propio’, aunque por una razón anexa: en realidad, el emisario de la bolsa de diamantes le preguntó a un propietario menor de mina de diamantes en Africa del Sur, qué sería según él el criterio estético, y este, pensando que le estaban preguntando de quién era la mina, dijo que era suya (propia), lo que el emisario entendió como que regía la estética lo propio.

Aunque parezca extraño, el criterio estético determina incluso lecturas e interpretaciones, sobre todo cuando rige la interpretación simple, por lo que se puede decir, y de hecho se le criticó a Inglaterra, que gran parte de los movimientos nacionalistas habiendo surgido en el transcurso del siglo pasado tienen su origen en este criterio, al que la reina Isabel II solo agregó, que debía contener en si una aspiración universal. Lo que empeoró las cosas parcialmente, ya que parecía como si pudiese defenderse la tesis según la que lo propio, mal definido, por otro lado, debiese imponerse universalmente, y habiendo fractura en origen, incluso por medios violentos y asesinos. Aun y con ello, algunos empezaron a preguntarse si realmente se podía tener algo en común universalmente con otros que tuviese su fundamento en lo más propio. Lo que generó una tensión, ya que se acusaba a los virulentos de falta de respeto al ente intelectual al que pretendía el ser humano.

La presidencia cambiaba de manos y consiguientemente, aprovechando además la circunstancia de que todo colapsaba, y sobre todo aquello, precisamente, que de algún modo se relacionaba con lo estético, aunque no fuese sino porque fundaba su razón de ser en el ‘agrado’, había que redefinir el criterio estético, dentro de la contextualidad que se había forjado a causa del anterior.

Define el criterio estético actual: lo propio que se identifica en su contextualidad, ya que mantiene lo anterior en cuanto a lo propio, encuentra lo universal en la identidad, y absorbe incluso una situación de incomprensión de por la denominación de la situación en relación al contexto.

El arte se traslada de ese modo hacia la esmeralda, guardando el diamante el intrínseco, que en si comprende algunos objetos considerados artísticos, de tal suerte a que hay aplicación inmediata del criterio en distinción de dominios. Lo que obliga a la reevaluación del arte en general.

Se retiene para el contexto que nos ocupa, la noción entrelazada, en separación sutil de dominios, definiendo eje propio en contextualidad determinada, que es, la aprensión histórica subjetiva en su relación al dato objetivo, pudiendo decirse que en este momento, se encuentra en A hotelera (adecuación a contexto; relación de identificación; apego a lo propio; respeto de eje propio), el hostal Ton-Kiki, debiendo servir de referencia a toda clasificación posterior dentro de una problemática que analizaremos en su detalle posteriormente, eventualmente.

Sirve en eso casos de guía de clasificación interna la noción intuitiva derivada de locales nocturnos: que establecen relación entrelazada con ABAD Lounge, Bierhouse y Mentol’s, formando líneas de transición internas sirviendo de orientación por traslado de dominio para todo lo demás. Y se definen en su particularidad propia debido a lo excepcional, como puente hacia margen e integración de excepción: D’Pol y La Marea.

En consideración del marco general, es Montañita referencia por excepción e integración hacia variables múltiples en la dimensión internacional, es decir, para aquello que se quiere receptor de lo extranjero, no incumbiendo en ningún caso la realidad nacional o local ajena.

Lo que afecta a su vez el criterio de moda, y resuelven los críticos de moda que: no hay A, puesto que se define, para lo mundial, aunque se estudian las propuestas que hayan surgido, y hay B, (o A continental para lo mundial), en cuanto se define propiamente, lo que ha sido el caso.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s